Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 6 enero 2011

Para los cangrejos de la Isla Christmas nunca fue  fácil vivir allí. Christmas. ¡Gracias a ese nombre, todo estaba relacionado con la Navidad, pero nada era realmente navideño!  A los cangrejos, que soñaban con el pavo asado, el plum pudding y las galletitas de gengibre no les  bastaba con que la isla llevara ese nombre, ellos querían ser los más activos celebrantes de la Navidad, pero algunos obstáculos se interponían en su camino.

Primero: Nadie considera a los  cangrejos para la celebración navideña, salvo como parte integral de la ensalada.

Luego,  resultaba que Christmas es una isla de clima tropical, por más que trataron, tanto el Creador como la Naturaleza se negaron a concederles una Navidad Blanca.

Después de batallar milenios en vano, los Cangrejos presentaron una nueva solicitud: querían ser rojos, el color  símbolo de la Navidad.

-Pero si los únicos rojos son los cangrejos cocidos -arguyó El Creador.

-No queremos ser cocinados -respondieron los Cangrejos. Queremos ser Cangrejos Rojos,  tan rojos como las poinsettias y el traje de Santa Claus.

La Naturaleza se rio en sus barbas, pero la idea le resultó muy atractiva al Creador, que estaba un poco molesto por la comercialización de dicha fiesta, de manera que les concedió graciosamente  su  anhelo. De un segundo a otro, los cangrejos adoptaron un vivo color navideño, pero cómo este los hacía muy atractivo para los amantes de los cangrejos como plato frío,  debieron refugiarse en madrigueras subterráneas.  Allí crecieron, se multiplicaron y alcanzaron la nada módica cantidad de cuarenta millones de cangrejos rojos, unos más, unos menos.

Y entonces, en el peak de la locura navideña, los Cangrejos Rojos decidieron que debían tener a toda costa una Navidad Blanca, aunque  nunca conocieran la nieve  más que por las fotografías  e ilustraciones que tanto admiraban.

Decidieron elegir Rey de los cangrejos rojos a aquel que lograse tan preciado objetivo y los Consejos de Ancianos y Sabios Cangrejos Rojos se reunieron para encontrar al merecedor de tal título. Así transcurrió otro par de milenios a la espera del Elegido, hasta que un día uno de ellos despertó y dijo.

-¡Tuve un sueño maravilloso, soñé que todos pasábamos vacaciones de Navidad en medio de la blancura!

¡Qué absurdo, a quién se le ocurría idea tan peregrina, era un hecho que nunca lograrían la Navidad Blanca!

Pero el soñador insistió y cuando fue  llamado al Consejo, explicó  claramente lo que había soñado:

-Soñé que al finalizar noviembre,  todos juntos emprendíamos una migración hasta una extensa playa de arena blanca como la nieve. Allí construíamos  pequeñas madrigueras donde pasábamos las fiesta de Navidad,  conocíamos a las más lindas cangrejitas que existen y procreábamos una nueva generación de cangrejos rojos mucho más felices.

Ni al Creador ni a la Naturaleza les sorprendió en lo más mínimo que los Cangrejos Rojos tomaran la loca decisión de migrar antes de Navidad.

-Siempre han sido unos locos desatados -dijo despectivamente la Naturaleza.

-Son los fieles representantes del espíritu navideño -explicó el Creador – y además aprovecharán de lucir ese precioso color en su peregrinaje.

Para entonces, cuarenta millones de cangrejos habían abandonado ya las kilométricas galerías  que habitaban y atravesaban la jungla en dirección al mar. Casi tres días caminaron expuestos a los peligros de la superficie y no hubo quién los viese que no exclamara asombrado.

-¡Asombroso,  millones de cangrejos rojos, pero vivos,  se dirijen a la costa!

Entretanto, los Cangrejos Rojos llegaron a las arenas blancas, aovaron en sus nuevas madrigueras y dejaron allí a la siguiente generación de la especie; después, emprendieron el camino de regreso.

Cuando las crías salieron de los huevos, se metieron al mar hasta que estuvieron lo bastante crecidos para regresar a las madrigueras ancestrales, pero ya la idea estaba sembrada y desde entonces, todos los Cangrejos rojos vacacionan antes de Navidad,  engendran una nueva generación y  dejan con la boca abierta a todos los afortunados que los ven pasar en su fantástico viaje.

Anuncios

Read Full Post »